​​Las 7 cosas que ahora tendrás en cuenta cuando compres un regalo para un bebé

ideas regalos bebes

Llegan las fechas más deseadas del año para muchos. La Navidad. No sé a ti, pero a mí me produce un revoltijo de emociones que, como al Monstruo de Colores, se me hacen un lío. Alegría, nostalgia, reflexión, felicidad, esperanza de cambio, frustración, gratitud…. Siempre subiendo y bajando como un carrousel, pero de los bonitos, de los de madera, mientras suena en su órgano mecánico la melodía suave de “Over the Waves” de Juventino Rosas.

Hoy he disfrutado de una conversación muy bonita con una clienta. Hablábamos de la importancia de comprar con cabeza, de pensar en todo lo que hay detrás de un precio en una etiqueta. ¿Quién lo ha hecho?, ¿dónde se ha hecho?, ¿cómo…? Hablábamos de reflexionar sobre el valor que todas estas respuestas le confieren a una prenda. También hablábamos de lo difícil que resulta encontrar prendas de calidad, como las de antes, de las que duran años, de las que contienen historias y se sabía quién las había confeccionado.  Pues así, con un poco de nostalgia he empezado este fabuloso día de casi Navidad.

Y entonces he pensado en cómo enfocar las compras de este año. Y cómo empezar a practicarlo con los más pequeños de la casa. Puede ser un buen momento para incorporar nuevas prácticas, más sostenibles, más ¿reales? 

regalo bebé[Foto de Gustavo Fring en Pexels]

¿Qué crees que le regalarás a un bebé después de haber leído este artículo?

Te dejo 7 ideas para tener en cuenta a la hora de pensar en hacerle un regalo a un bebé, pero te animo a que alargues la lista con todas las que se te ocurran.

1.¿Comprar es la única manera?

Lo primero que puedes preguntarte es si realmente hay que regalarle algo. Igual te suena un poco rancio, pero puede ser que sintamos el impulso de regalar porque creemos que eso es lo que se espera de nosotros. Enfócalo de otra manera, ¿hay algo que necesite ese bebé o sus padres y que puedas ofrecérselo sin necesidad de comprarlo?

2. ¿Realmente lo necesita?

Si la idea de comprar está meditada, lo siguiente sería pensar ¿realmente necesita esto? O, ¿podría ser más útil otra cosa?  Que algo nos guste a nosotros no quiere decir que le guste igual a quien lo reciba. De esto también hablábamos esta mañana. Ella andaba buscando algo para su nieta, pero quien viste a la niña es la madre y no quería fallar. Hemos quedado en que se pasaban juntas otro día para que eligiera la mamá. Lo mejor siempre es preguntar, seguro que hay algo que necesitan. Y si no lo hay, pero quieres tener un detalle, continúa leyendo.

3. Regala diferente

Regalar una experiencia en familia, sobre todo si hablamos de un primer bebé, puede ser muy especial. Estos recuerdos se atesoran para siempre. Algunas ideas que se me ocurren:

  • Taller de música en familia. Los hay adaptados a diferentes edades como en CRECIENDOMISOL.
  • Suscripción mensual de ropa para que el bebé disfrute de un armario circular y a su medida cuando más lo necesite. Los padres podrán hacer un test de estilo y elegir cuándo canjearla. Acierto seguro. En LAPONA ya han pensado en esto. Próximamente te hablaré más sobre los armarios circulares infantiles.
  • Suscripción mensual de pañales
  • Asesoría de porteo
  • Cuentacuentos
  • Obras de teatro

Ideas regalos bebé[Foto de Yan Krukau en Pexels]

4. Las mamás también lo necesitan

Una buena idea es pensar en algo que las madres puedan necesitar. Cuidar de ellas es algo que olvidamos. Una sesión de masaje, productos de cuidado personal para relajarse, o simplemente una ayuda con el cuidado del bebé o la comida. Cuando somos madres, ganar algo de tiempo para dedicarnos a nosotras mismas, puede ser el bien más preciado.

5. Regala valor en el tiempo

Los mejores regalos son aquellos que tienen un valor a largo plazo y pueden ser disfrutados a medida que el bebé crece. Busca regalos que tengan utilidad a lo largo del tiempo, como juguetes que se adapten a diferentes etapas de desarrollo o ropa en tallas más grandes. En Veobio seguro que te saben dar ideas.

6. Aunque parezca adorable, piensa en su salud y en el planeta

Si has llegado hasta aquí es porque piensas diferente y quieres hacer que este mundo sea un poquito mejor cada día. Un primer paso podría ser, evitar regalar plástico en sus diferentes formas y dimensiones. En cambio, apuesta por enseñarles a apreciar y a disfrutar de las inmensas cualidades que tienen los materiales naturales: juguetes de madera, tiempo al aire libre, ropa hecha de tejidos 100% naturales y orgánicos, y aquí enlazo con el siguiente punto. Cotillea la plastilina biodegradable de Mimuk.

7. Vestir a un bebé es algo muy personal

Apuesta por estilos neutros y céntrate en comprar buenos tejidos, en marcas con propósito, que apuesten por la sostenibilidad real. Si algo te parece bonito, lee la etiqueta, cotillea la marca, y hazte las preguntas que te proponía al principio. ¿Dónde se ha confeccionado? ¿De qué material está hecho? ¿Quién lo ha hecho? ¿Hay una historia asociada al producto que puedas luego contarle a los padres? Cuando nos ponemos algo con historia, con propósito, nos sentimos mejor, ¿verdad? Imagínate entonces unos padres al ponérselo a su bebé. Si quieres alguna idea, echa un vistazo a estas Mukhees. Pero hay muchas marcas con propósito.

Te invito a la reflexión. A regalar pausadamente, sin prisas. A ponerte en los pies de quien lo recibe y pensar en el impacto que tendrá ese regalo en las personas y en el planeta. Entregar algo usado anteriormente también puede considerarse un regalo, piénsalo.

Olivia Santirso

Moda Sostenible Infantil

Cofounder Mukhee

 

Comparte