El cuidado facial muestra sus armas más sostenibles

Las mascarillas faciales sostenibles cuidan nuestra piel a la vez que respetan los ritmos ambientales. Dejan a un lado los químicos, la sobreexplotación de plantas y las pruebas en animales para mejorar nuestra salud física y mental.

Las mascarillas ecológicas son una apuesta segura tanto para nuestra salud cutánea como para el bienestar medioambiental.

Las mascarillas faciales sostenibles cada vez llenan más expositores pero, ¿por qué tienen tanto éxito? ¿Dónde encontrarlas? En The Reason Behind te damos las claves.

El cuidado de la piel es una de nuestras grandes tareas pendientes. Su estado afecta a nuestra salud física y mental. 

Hay decenas de profesionales que, a través de diferentes plataformas, tratan de mostrar los productos y las técnicas ideales para completar una buena rutina facial. Uno de sus ingredientes principales es: la mascarilla

El menú es amplio. Algunas buscan una buena hidratación, otras apuestan por la relajación y, las más ambiciosas, ofrecen un aumento de la elasticidad de la piel. Mascarillas a medida para las necesidades cutáneas, pero, también, para las demandas del medioambiente.

La clave para mimar tu rostro al máximo reside en los orígenes del producto que utilizas y las mascarillas suelen estar compuestas por químicos con un alto nivel de toxicidad. 

Mascarillas faciales sostenibles

Un condicionante que, sumado al paso del tiempo, el estrés, las preocupaciones y los daños que la contaminación ocasiona en nuestra piel, obstaculiza el cuidado facial.

Ante esto, las mascarillas faciales sostenibles se posicionan como la mejor opción. Sus ingredientes son ecológicos, no recurren a la sobreexplotación de plantas y rechazan las pruebas en animales. ¡No tienen ni una pega!

Para que comiences a sumergirte en esta hermandad entre las mascarillas faciales y la sostenibilidad, te traemos cinco que no te podrás resistir a probar.

Mascarilla calmante de Origins (22,95€)

Mascarillas faciales sostenibles

Si tienes una piel sensible, esta es tu mascarilla facial ideal. Hello Calm, de Origins, está destinada a cuidar tu rostro y generar un efecto relajante después de un día de estrés.

¡Es un producto totalmente natural! Se ha elaborado con aceite de semilla de cáñamo de cannabis, que contiene ácidos grasos esenciales y vitaminas A, D y E. Sus propiedades son regenerativas y, además, no contiene ningún material intoxicante.

“Vemos el mundo como una valiosa fuente de recursos en lugar de como algo que explotar”. 

Origins es una marca puntera en el sector de la cosmética por su constante mirada hacia la naturaleza y su implicación en organizaciones como Global ReLeaf, que planta árboles por todo el mundo.

Mascarilla de espirulina y limón de Amapola Bio (16€)

Mascarillas faciales sostenibles

Si lo que buscas es un efecto détox, es decir, purificar y limpiar los poros, las mascarillas faciales sostenibles de espirulina y limón de Amapola Bio con un 92% de ingredientes ecológicos serán tus aliadas.

Sus ingredientes principales son la espirulina, un alga con alto contenido en clorofila, el aceite de avellana, que regula la producción de sebo, y el aceite esencial de limón, que le otorga un olor adictivo. ¡100% natural! ¿La única condición para usarla? Exfoliar previamente la piel.

Ana Isabel de Andrés, directora técnica, promotora y dueña de Amapola Biocosmetics, mostró, desde niña, interés por las cosas hechas a mano y por la naturaleza. Por ello, haciendo uso de sus conocimientos como farmacéutica, decidió emprender y crear una marca comprometida con la sostenibilidad que colabora con iniciativas como Bosques sostenibles.

Mascarillas monodosis Mimesis Sensations de Herbora (4,67€)

Mascarillas faciales sostenibles

Herbora cuenta con Mimesis Sensations, una línea de cosmética bio-ecológica que ofrece una gran variedad de productos para el cuidado de la piel. En su catálogo aparecen mascarillas faciales sostenibles que iluminan, relajan y calman.

Este origen natural y respetuoso con los ritmos ambientales está certificado por ACENE BIO, que garantiza la procedencia ecológica de los ingredientes, y ACENE VEGAN, que vela por eliminar el testeo en animales.

La bergamota, la menta o el té verde están presentes en estas mascarillas. Un producto que Herbora, con más de 40 años en el sector, cuida al milímetro para mimar la naturaleza a la vez que velan por tu salud.

Mascarillas Tisú de Iroha Nature (5€)

Mascarillas faciales sostenibles

Si quieres alejar los componentes tóxicos de tu piel, no podrás evitar comprar esta mascarilla. ¡Sus ingredientes son de origen totalmente natural! Además, podrás decirle adiós a las cremas pringosas para darle paso al tisú, es decir, al formato papel.

Su compromiso con el bienestar ambiental es férreo, pues no toleran las pruebas con animales ni el uso de siliconas y sulfatos.

El tisú también da ejemplo. Al ser de origen botánico y provenir de plantaciones sostenibles, es biodegradable en su totalidad.

Iroha Nature es una marca que defiende la belleza natural, sin renunciar a la alta calidad y a la eficacia. “Creemos que el futuro de la cosmética tiene que ir de la mano con la sostenibilidad”, aseguran.

Mascarilla de Aloe con tejido calmante de The Body Shop (4€)

Mascarillas faciales sostenibles

¿Tienes la piel seca y necesitas hidratarla? Esta mascarilla facial sostenible puede ser una gran opción. El pepino y el aloe vera orgánico le dan forma a un producto vegano por todos sus costados.

El comercio justo con comunidades es otro de sus grandes proyectos. Un programa propio de esta marca que ayuda a que sus proveedores, repartidos por todo el mundo, puedan invertir en proyectos sociales que colaboren en el desarrollo de sus lugares de origen.

The Body Shop es una marca que nace con la idea de que las empresas deben crear un impacto positivo en el mundo. Por ello, ligan los derechos y la sostenibilidad a la belleza.

Comparte
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email