Viajar y hacer turismo sostenible sí es posible: los destinos turísticos más sostenibles

La sostenibilidad en el turismo es uno de los principales factores a tomar en cuenta para conocer un país, siempre con el objetivo en mente de respetar y cuidar las características que hacen de un lugar un destino turístico de calidad.

Los destinos turísticos más sostenibles.

Estamos avanzando hacia una sociedad que intenta ser más responsable en su estilo de vida, comprando de forma inteligente y buscando mercados locales que estén dentro de una cadena de valor donde lo que prime sea un comercio justo. 

A la hora de hacer un viaje, también es importante buscar los destinos turísticos más sostenibles y viajar de una manera responsable y consciente.

Actualmente, podemos encontrar con bastante facilidad información de cada producto que adquirimos en sus etiquetas y podemos investigar su procedencia con tan solo un click. Este tipo de información cada vez está más extendida también cuando hablamos de buscar los destinos turísticos más sostenibles de vacaciones.

La sostenibilidad debería ser uno de los principales factores a tener en cuenta para conocer un país, siempre con el objetivo en mente de respetar y cuidar las características que hacen de un lugar un destino turístico de calidad.

Según la Organización Mundial del Turismo (OMT), se considera turismo sostenible aquel 

“que tiene plenamente en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas”.

Pero ¿cómo logramos ser un turista responsable?

Primero, básicamente, al empezar nuestra búsqueda debemos optar por hoteles, restaurantes, casas rurales y recorridos turísticos que cumplan con algunos requisitos o políticas medioambientales que certifiquen que estamos haciendo  un turismo responsable con el medio ambiente y con la naturaleza. 

Por ejemplo, la Organización Mundial del Turismo califica como los destinos turísticos más sostenibles lugares que cumplan:

  1. Aprovechar los recursos naturales del entorno.
  2. Realizar acciones para cuidar el medio ambiente y conservar el ecosistema
  3. Respetar la cultura local. Conocer los valores, tradiciones y costumbres de la población
  4. Distribuir los ingresos, promover la economía local y el equilibrio financiero para disminuir la pobreza en las comunidades.

A partir de aquí, somos nosotros, como turistas  responsables, los que debemos actuar para hacer que la cadena sea sostenible y exitosa en el tiempo.

Los destinos turísticos más sostenibles.

Estas son las acciones que tenemos a nuestro alcance para generar el menor impacto posible al momento de viajar:

En movilidad

El avión, hay buscadores de vuelos como Skyscanner, que muestran en sus opciones el vuelo que tiene menor huella de carbono en relación con el resto.

Escoger el tren siempre que sea posible es la mejor idea ya que es el medio menos contaminante. Si dispones de tiempo y disfrutas observando paisajes, es tu opción.

Nuestro equipaje

Si no tienes maleta o tienes que renovarlas, te proponemos opciones sostenibles como estas de Samsonite.

Recuerda, haz una maleta con lo básico e indispensable. Trata de incluir el menor número de envases posible. Por ejemplo, jabón y champú sólido en vez de en bote, así generamos el mínimo posible de residuos, y guárdalos en un neceser transparente, así no necesitarás las bolsitas de plástico de los aeropuertos.

Pero viajes como viajes, no imprimas los billetes. Llévalos en el móvil y ahorrarás papel.

En nuestro destino

Te proponemos que elijas el transporte público en lugar del coche particular, y que hagas  rutas en bici o andando. Descubrirás un entorno que difícilmente verás si te mueves en coche, y al finalizar el viaje verás cuánto puedes llegar a ahorrarte cambiando el coche por otros medios de transporte.

Si compras recuerdos, mejor que sean fabricados en la zona, busca artesanía local. Cuida el patrimonio del lugar.

Puedes buscar opciones de restaurantes que ofrecen comida y productos locales, y que fomentan con ello la economía del lugar. Incluso te proponemos que revises si sirven platos que sigan las reglas del FLOSS, o lo que es lo mismo: Fresh, Local, Organic, Seasonal, Sustainable; es decir fresco, local, orgánico, de temporada y sostenible.

Y algo muy curioso que tal vez no sabías. Si además de reducir tu impacto, deseas generar bienestar en tu destino, existen opciones que puedes conocer a través de ONGs que operan en la zona o mediante los gobiernos locales. 

Así podrás incluir en tu viaje unas horas para contribuir con el entorno siendo parte de un equipo para reconstruir casas tras una catástrofe natural en la zona, ayudando con la limpieza de una playa o ayudando en la conservación de especies animales, entre otras cosas. 

Existen plataformas como Trip Drop para poner en contacto a personas que necesitan ayuda en diferentes partes del mundo y a turistas que buscan un proyecto solidario en el que colaborar, siempre en términos no económicos.

¿Dónde hospedarse de manera sostenible?

Existen diversas certificaciones de turismo sostenible a las que están afiliadas agencias, turoperadores y hoteles que cumplen determinado estándar de sostenibilidad en el turismo.

Las más destacadas son Travel Life, Biosphere o Rainforest Alliance. Esto quiere decir que las empresas respaldan el respeto al entorno natural, los derechos sociales de la comunidad y fomentan la economía local y el intercambio cultural. 

Lo recomendable es buscar un hotel, hostal u hospedaje en general que esté un poco fuera del centro turístico. Normalmente, estos  orientan su modelo de negocio hacia un respeto por la población en la que se integra, dándole empleo en el negocio y también teniendo en cuenta el entorno en el uso del agua, la energía y los residuos alimenticios.

Para realizar una búsqueda segura y certera de nuestro próximo destino lo primero que debemos hacer es consultar sus webs, comprobar si están afiliados a algún certificado sostenible o tienen un decálogo de buenas prácticas.


En cuanto a la opción de alquiler, tienes recursos como plataformas que fomentan los alquileres sostenibles como es el caso de Fairbnb.

Las puedes encontrar en ciudades como Venecia, Ámsterdam, Barcelona, Valencia o Bolonia. 

Se trata de una plataforma cooperativa de turismo que apuesta por el alquiler justo, el cuidado de los barrios y la convivencia vecinal. Al elegir, se produce un apoyo económico a las áreas en la que te hospedas, ya que una parte del precio, se invertirá en proyectos sociales como centros culturales o jardines comunitarios.

Para un enfoque más de turismo de relax, lo ideal es elegir un ecohotel o eco resort con propuestas que preserven el entorno en el que se encuentren: usando materiales sostenibles para su edificación y diseño, incluidos el mobiliario; en lo que concierne al uso de la luz y la electricidad, utilizando energías renovables (solar, eólica, etc.); ofreciendo una alimentación ecológica; debe primar el uso de envases de vidrio y las sábanas o las toallas de las que disponen han de ser de fibras naturales y ecológicas.

Los destinos turísticos más sostenibles.

Los destinos más sostenibles

España aparece en el cuarto lugar con el mayor número de viajeros sostenibles por detrás de Alemania, Estados Unidos y Francia, según la plataforma Criteo.

Los destinos turísticos más sostenibles.

Algo que llama la atención, es que los viajeros más eco son los más jóvenes, concretamente la Generación Z y los Millenials. Esto es algo a tener en cuenta cuando se critique a las nuevas generaciones. Una práctica que gusta demasiado.

Green Destinations, una fundación sin fines de lucro para el desarrollo y el reconocimiento de destinos turísticos sostenibles, publica todas las temporadas y por séptimo año consecutivo cuáles son esos destinos que destacan por su responsabilidad.

La última ceremonia se celebró el pasado 26 de octubre y fue retransmitida online desde los Países Bajos, donde participaron 3.000 destinos de 80 países.

Los viajeros ecologistas son una minoría, pero un grupo potente.

Distintas zonas de España aparecen en la lista de los cien destinos turísticos más sostenibles del mundo, elaborada por la organización Green Destinations, que expide una certificación para destinos sostenibles.

Los países que reúnen los mayores destinos turísticos sostenibles son Japón, Portugal y Perú. En este sentido, Japón se lleva la delantera porque cuenta con hasta 12 destinos en el país.

Portugal cuenta con 10, entre los que se encuentra el Geoparque Patrimonio de la Unesco de Auroca, Águeda y su festival de luces, la región del Alto Minho, las Azores, Cascais o la reserva Dark Sky de Alqueva.

Por su parte, Perú es el país de Sudamérica con más destinos sostenibles, un total de nueve.

Certificaciones de sostenibilidad turística en España

En España existe el Certificado de Sostenibilidad Turística CST.

A pesar de que aún falta visibilidad y reconocimiento a las certificaciones tanto por empresas como por turistas, los primeros destinos turísticos que las adopten podrían sacar ventaja para diferenciarse en terminos de sostenibilidad, certificación y autenticidad.

Casa Montaña, un restaurante centenario de Valencia, ha sido el primer establecimiento en recibir la “S” de Sostenibilidad Turística, la marca que ha puesto en marcha el Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE) con el fin de certificar la implantación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en las empresas y destinos turísticos. Se suma a los sellos Q de Calidad Turística y Safe Tourism impulsados también por dicha entidad.

Tras la pandemia, muchos de ellos han aprovechado para mejorar sus prácticas turísticas, un esfuerzo que ha sido valorado a la hora de escogerlos como referencia mundial en turismo sostenible.

Comparte
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email