Entrevista a Paul Álvarez, Director Regional de Micromovilidad en el Sur de Europa, Francia y Benelux en Bolt

Paul Álvarez

Paul Álvarez es el director regional de Micromovilidad para los mercados de Benelux, Francia y Sur de Europa en Bolt

Bolt es una de esas compañías que tenéis que conocer, puesto que lucha por crear unas ciudades mejores, especialmente y contra el uso del coche privado. En Bolt ofrecen una alternativa mejor a todos los propósitos que cumple un coche privado, ya sea de corta o larga distancia, de viaje o de reparto. 

Paul, con quien bromeo por tener un nombre medio inglés medio español, trabaja en la expansión de la marca en diferentes países y con ello evangeliza áreas en las que la opción de Bolt, por ahora, no se había planteado. Licenciado en Económicas, Paul trabajó en Naciones Unidas, a lo cual se refiere varias veces pory que seguramente, marcó su trayectoria. También sorprende su Máster en Relaciones Internacionales en Cooperación y Desarrollo, algoque no tanes fácil de ver en un perfil empresarial.

Bolt


¿Cuál es el hito más importante de tu empresa en temas de sostenibilidad?

Bolt nace como Taxify, una alternativa al servicio de taxi convencional que tenía un precio demasiado alto y además, era difícil de encontrar uno en Estonia, país de origen de la compañía. Empezaron con 50 conductores y centrados en ser un servicio asequible, sostenible y de fácil uso para la población. 

En 2019 empezamos a arrancar el área de Micro movilidad, más orientado a la electrificación de la flota y a la sostenibilidad del servicio, y cambió, también, el nombre de la empresa a Bolt. Actualmente operamos en 45 países y más de 400 ciudades. Más de 100 millones de clientes tienen acceso a nuestros servicios.

¿Cuál es vuestro próximo reto? 

El reto es el mismo que en el momento de la fundación de Bolt en 2013: poder seguir ofreciendo viajes asequibles y, sobre todo, rápidos, en las diferentes ciudades, para los diferentes usuarios. La pandemia ha demostrado que ir de un punto A a uno B ya no es tan eficiente si lo haces en coche. Hay mucha demanda en Europa de este tipo de movilidad alternativa: como una bicicleta, un patinete u otros medios de transporte como el car sharing. Con ello se reduce la necesidad del coche privado ya que se están demandando otras maneras de movilidad. 

Así que el reto no deja de ser crecer hacia un modelo sostenible y eficiente, reduciendo la huella de carbono. Hay ciudades que han ido cambiando esto a lo largo de los años, como es el caso de Londres. ¿Recuerdas la foto de Times Square, y también, en Nueva York, en donde circulaban un montón de coches a diario y ahora es una plaza peatonal? Esa es la dirección.

product line Bolt

Paul, estamos hablando de ello, pero igual queda un poco en el aire para el lector o la lectora ¿qué es la micro movilidad de la que habláis?

Es una alternativa al coche. Fundamentalmente una alternativa de dos o tres ruedas, principalmente patinete y bicicleta. Es un medio de transporte más ligero, más sostenible y bastante más barato para moverse por las ciudades. Puede conectar con el transporte público de las propias ciudades. Son recorridos que tradicionalmente se harían en coche.

Hemos visto que vosotros tenéis un producto propio, que es un patinete eléctrico con materiales reciclados. Cuéntame un poco sobre este proyecto.

En 2018 empezó a aparecer el sharing de patinete en las ciudades, pero muchas de estas ciudades lo entendieron como un elemento dirigido a turistas, y no tanto una alternativa al vehículo tradicional. Había pocos proveedores que ofrecieran patinetes que se adaptaran a nuestras necesidades: que pudieran pasar largas temporadas en la calle, que pudieran utilizarlo varias personas y que fueran eficientes.

La mentalidad de Bolt se centra en ofrecer soluciones y, si no existen, crearlas. Por lo que tomamos la decisión de diseñar y fabricar nuestro vehículo propio. A partir de ahí desarrollamos nuestro equipo de hardware, lo fabricamos, distribuimos e incluso lo reciclamos prácticamente entero,un 99% concretamente, en Bolt. Me hace sentir muy orgulloso el que sea reciclable prácticamente al completo y, además, es muy ligero, por lo que es un producto muy eficiente.

patinete bolt

¿Qué tareas tenéis pendientes?

Tenemos pendiente llegar a más ciudades en Europa con nuestra propuesta de micromovilidad. Más allá de que algunas hayan adoptado otros servicios como taxis VTC o comida a domicilio, tenemos que darle valor a la micromovilidad y en el impacto que tiene en las ciudades. 

A día de hoy estamos en 201 municipios y nos queda mucho por hacer. Lisboa, París, Oslo o Madrid son ciudades con una madurez importante en la implantación de la micro movilidad como complemento al transporte público.

¿Cómo motivamos al consumidor para que elija los productos más sostenibles que proponéis? 

El uso de nuestro producto está directamente relacionado con el precio y la calidad del mismo. Si bien es cierto que hay una gran parte de los clientes que apuestan por una empresa u otra en función del grado de sostenibilidad del producto. Por eso es importante que conozcan nuestro producto que es verde (en color y en reciclaje). 

Cuando lanzamos nuestro primer vehículo en 2020 hicimos una apuesta muy grande en poner en valor todos estos elementos. Un vehículo se despieza para reutilizar sus elementos en un nuevo vehículo y, además las baterías son eléctricas. La consecuencia de ello es que podemos ofrecer un precio competitivo. 

patin Bolt
En plan Orwelliano, en 2084, ¿cómo te imaginas tu empresa?

En los últimos seis meses han cambiado tantas cosas que es difícil de imaginar. 

El objetivo de Bolt en materia de sostenibilidad es reducir su huella de carbono drásticamente. Esto se trabaja por dos vías: por un lado,  electrificar la flota y, por otro,  desarrollar proyectos que tengan un gran impacto. Por ejemplo, ahora hemos anunciado un acuerdo con Seedballs, un proyecto a través del cual vamos a plantar más de 11 millones de árboles en Kenia, donde la reforestación natural es improbable o, en algunos casos, no es posible en absoluto. Esperemos que para 2084 este sea el primer de miles de proyectos que hayamos desarrollado.

¿Del 1 al 10 cómo de sostenible te consideras? 

(Risas) Honestamente me gustaría pensar que soy un 7. 

Mira, cuando trabajaba en Naciones Unidas, desarrollábamos un proyecto en algunos países como El Salvador, Honduras y Nicaragua para fomentar la economía local con un impacto sostenible, y trabajábamos con comunidades locales, sobre todo indígenas. Esto está muy bien hacerlo en la otra punta del mundo, pero realmente, te lo tienes que llevar a casa para aplicarlo aquí.

He intentado ser sostenible en 3 grandes aspectos: cómo te mueves, en mi caso un coche eléctrico; en la reducción del plástico, reduciendo su uso en casa y tendiendo al vidrio en la medida en que podemos; y, también, en el ahorro en agua y energía. 

Muchos de mis compañeros de la ONU están trabajando en proyectos relacionados con la escasez de agua. Es un tema candente en el que yo me siento muy identificado. Creo que cada paso cuenta y que siempre, a nivel personal, habrá muchas cosas que podremos hacer. 

Paul Bolt
¿En qué aspecto social o ambiental te has involucrado más y qué crees que te ha llevado a ello?

Una de las cosas que más me impactó mientras estuve en Centroamérica es que tuve que hacer en repetidas ocasiones un trayecto verdaderamente largo en autobús y en barco. Cuando viajábamos por los ríos, yo miraba por la ventana, y me llamaba mucho la atención la enorme cantidad de basura que veíamos a las orillas de ambos lados y, fijándome, me di cuenta de que casi todo era poliespán de los tuppers de comida, que se acumulaba en un paraje auténticamente bello. Me acuerdo que, en su momento, me molestaba bastante. 

Luego lo miras en perspectiva, y en cualquiera de las capitales europeas se multiplica la basura. Y es que, más allá de la tasa de basura que pagamos, también tenemos que responsabilizarnos de la que generamos, de reciclar bien y generar menos residuo. Uno de los sitios que más me sorprendió en este aspecto fue Sri Lanka, en donde no hay basura en las calles porque están mucho más concienciados que nosotros.

¿Qué actividad te ha hecho sentir orgulloso en ese aspecto?

El día a día en casa. En el fondo, es lo que más tiempo te lleva. Me siento orgulloso de que en casa se esté separando correctamente el residuo. 

Bicicleta Bolt

Si tuvieras que elegir una organización benéfica, ¿cuál sería? ¿Cuál es tu referente en el campo de la sostenibilidad?

Me ha gustado muchísimo el proyecto que hemos desarrollado en Kenia. Es un proyecto local que va a tener un impacto mundial. Va a tener impacto en el futuro y eso me hace sentir orgulloso. 

Bolt acaba de anunciar su asociación con Seedballs Kenya para reforestar y reintroducir árboles y especies de hierba en zonas degradadas de África a través de bolas de semillas lanzadas en colaboración con diferentes organizaciones. El proyecto se centra en la rehabilitación de terrenos dañados en los que la reforestación natural es improbable o no es posible en absoluto.

Por Gloria Almirall

Experta en comunicación corporativa y profesora en ESRP

Comparte
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email